La catedral de Siracusa: de templo griego a templo cristiano

24 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la historiadora del arte Cristina Moreno
Un templo griego reconvertido en catedral cristiana. Así es la catedral de Siracusa, uno de los templos más bonitos de toda Italia.

La catedral de Siracusa, también llamada Duomo de Ortigia, es uno de los edificios más espectaculares que podemos encontrar en toda la isla de Sicilia. Construida sobre un templo griego que se integró en su interior, esta catedral es todo un compendio de arquitectura.

Su origen: el templo de Atenea

El origen de la catedral de Siracusa se encuentra en un templo griego dedicado a la diosa Atenea del siglo V a.C. Su construcción se debe a Gelone, el tirano de la ciudad, que lo mandó levantar para conmemorar la victoria de Himeria contra los cartagineses. Era un templo de planta rectangular con columnas dóricas que, con la llegada del cristianismo, se reconvirtió en iglesia.

Construido en la zona más alta de Ortigia, tenía un peristilo de columnas alrededor de toda la naos. Se dice que su portada era de oro y marfil y que en el frontón de la entrada se encontraban los símbolos de Atenea. En su interior había un altar dedicado a la diosa.

De templo griego a catedral cristiana

Columnas griegas del templo
Columnas del templo griego – pjt56 — / Wikimedia Commons

Con la llegada del cristianismo a Sicilia comenzaron a destruirse todos los templos paganos o, como en este caso, a reconvertirse en un nuevo templo cristiano. Así, se respetaron la planta y las columnas, tapándose el espacio que quedaba entre ellas. De esta manera se consiguió cerrar el nuevo edificio.

Sin embargo, las columnas son totalmente visibles en algunas zonas del exterior. Y entre las columnas del interior se construyeron arcos que dan paso a las capillas laterales. Además, se cambió la zona de entrada, ya que cuando era templo griego se entraba por la zona que hoy ocupa el altar mayor, un monolito que formaba parte del entablamento del antiguo templo griego.

Su estilo arquitectónico no está definido, pues tras construcciones, ampliaciones y reformas es una mezcla de elementos griegos, orientales, medievales, renacentistas y barrocos que la hacen única y realmente hermosa.

En su suelo de mármol de varios colores se va creando una composición que llega hasta el delicado altar mayor. Sobre este encontramos una bóveda bellamente decorada con frescos de hermoso colorido.

La portada de la catedral de Siracusa, la belleza del Barroco

Fachada de la catedral de Siracusa
Fachada de la catedral

La portada de la catedral de Siracusa se debe al arquitecto Andrea Palma. Este fue uno de los mayores exponentes del llamado barroco siciliano. Junto a él encontramos trabajando a Giuseppe Ferrara y a Giovan Battista Alminara.

A él se debe la construcción y la recostrucción del templo. Mientras que la estaba realizando, Sicilia se vio asolada por un terremoto en 1693. Así que fue él mismo quien se encargó de su reconstrucción. Los materiales que empleó fueron el mármol y el granito, principalmente, y para las molduras y grabados se usó caliza.

Considerada una de las obras cumbres del barroco siciliano y construida en dos fases, consta de dos cuerpos diferenciados. El primero es más robusto y está dividido en tres calles verticales por medio de enormes columnas. Sobre las columnas hay un doble entablamento curvado que da paso al segundo cuerpo.

Ese segundo cuerpo consta de una sola calle. Está enmarcado por volutas con decoración de lirios y sus columnas son más esbeltas que las del nivel inferior. En el centro hay una hornacina con una bella escultura de piedra conocida como la Marònna ro Pilèri o Madonna del Piliere (Virgen del Pilar). Y

Flanqueando todo el cuerpo encontramos a San Marciano y a Santa Lucía. Y remata todo el conjunto un frontón triangular partido. En él encontramos dos hermosos ángeles y una cruz de hierro forjado.

La visita a la catedral de Siracusa

Piazza del Duomo de Siracusa

La catedral se encuentra situada en la Piazza del Duomo de Siracusa. Y cuenta con horario de visita y accesibilidad universal. En la propia catedral puede comprarse la entrada que es muy económica, apenas dos euros, y puede alquilarse un servicio de audioguía.

Además, en su entorno podrás disfrutar de palacios tan espectaculares como el Palazzo Beneventano del Bosco. Y caminando un poco podrás llegar a una de las principales arterias de la ciudad de Siracusa: la Via della Maestranza, donde las casas nobles de estilo barroco son las protagonistas.

Entre ellas, destacan el palacio Impellizzeri, el palacio Romeo Bufardeci con sus preciosos balcones de estilo rococó y el palacio Bonanno. También hay que mencionar las impresionantes fachadas del palacio Rizza, de construcción curva, y del palacio Impellizeri, profusamente adornada con arabescos.

  • Catedral de Siracusa. (s.f.). En Wikipedia. Recuperado el 24 de septiembre de 2019 de https://es.wikipedia.org/wiki/Catedral_de_Siracusa
  • Sicily, Siracusa 10 Things to Do. Visit Sicily official page. Recuperado de http://www.visitsicily.info/en/10cosea/siracusa/