Casa Batlló en Barcelona: una obra del modernismo de Gaudí

Sonsoles Jiménez·
24 Febrero, 2020
Inspirado en las formas de la naturaleza, el arquitecto catalán Antoni Gaudí remodeló un edificio ubicado en el Paseo de Gracia en Barcelona en el que reflejó el mar en calma en su fachada y en su interior un sin fin de detalles arquitectónicos.

La Casa Batlló fue bautizada en honor a su propietario Josep Batlló. La estructura de este edificio data de 1875, obra original de Emili Sala i Cortés, maestro de Gaudí en la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona.

Gaudí plasmó toda su esencia artística naturalista en su obra sin descuidar su funcionalidad, como es característico en su impecable trabajo. Por lo cual la casa dispone en sus 4300 m² de iluminación y ventilación. Es por esto que cuenta con un patio grande en el centro en donde están las habitaciones de servicios, mientras los salones y dormitorios se ubican hacia la fachada.

Antoni Gaudí

Antoni Gaudí

El genio de la arquitectura fue elegido por Josep Batlló para derribar el edificio y construir uno nuevo, pero por iniciativa propia propuso conservarlo y remodelarlo logrando la ingeniosa y artística obra que es hoy en día.

Gaudí fue un arquitecto con un claro sentido de la geometría y el volumen, además de una gran capacidad creativa que lo ayudó a proyectar sus obras antes de realizar un plano.

Este artista contaba con mucha intuición: concebía sus obras como resultado de la suma de la funcionalidad y la estética. Integró en su arquitectura trabajos de carácter artesanal como lo eran la carpintería, vidriería, cerámica y forja de hierro. Tareas que incluso podía realizar él mismo.

Además creó nuevas técnicas como el trencadís que consiste en tratar materiales a partir de piezas de cerámica de desecho, como las que quedaban del edificio anterior.

Su estilo personal es muy definido: basado en la observación de la naturaleza y el uso de la geometría.

La arquitectura de Gaudí siempre buscó nuevas soluciones estructurales mediante la síntesis de todas las artes y oficios, definiendo así un estilo orgánico sin perder la experiencia aportada por los anteriores estilos, lo cual dio como resultado tradición e innovación. Su obra está marcada por sus cuatro grandes pasiones en la vida que son la arquitectura, la religión, el amor a Cataluña y por supuesto la naturaleza.

La fachada y el mar

Exterior de la Casa Batlló

La fachada de la Casa Batlló se construyó con piedra arenisca y se talló en forma alabeada. Sus columnas simulan formas óseas con representaciones vegetales. Toda su carpintería tiene superficies curvas y las ventanas son vidrios circulares de colores.

Los balcones se conservaron rectangulares como eran originalmente, pero Gaudí añadió barandillas de hierro en forma de antifaz que le da un aspecto teatral y le dio en general a toda la fachada una forma ondulada usando yeso y pedazos de cristal. Esto para lograr el efecto ondulado del oleaje del mar Mediterráneo.

La parte superior de la fachada alude al lomo de un dragón con escamas hechas con piezas de cerámica de colores y una torre de aguja que hace alusión a la lanza de San Jorge matando a la bestia.

El interior y la cueva

Interior de la Casa Batlló

Su interior está decorado con cerámica blanca y azul que recuerda una cueva submarina.

Para el diseño del interior Gaudí combinó diferentes artes industriales como la escultura, la vidriería, la forja, la cerámica y la ebanistería. Con lo cual consiguió darle a la obra un aspecto estético y armónico en el que predominaban las curvas.

Fue destinado un piso completo de la Casa Batlló como vivienda de la familia Batlló. Su mobiliario también fue diseñado por el mismo arquitecto y así mismo los elementos decorativos.

La Terraza

Azotea Casa Batlló

Todo empieza al subir por una escalera en forma de caracol. Para Gaudí, las azoteas de los edificios debían de transmitir personalidad, por eso cuidaba cada detalle de las mismas; de alguna forma, lo comparaba con los sombreros, esos complementos que reflejan parte del carácter de una persona.

De la terraza de la Casa Batlló se destacan las chimeneas con formas helicoidales revestidas de vidrio transparente y rellenas de arena de diferentes colores.

La Casa Batlló hoy en día

Está abierta al público luego de que la familia Bernat se convirtiera en sus actuales propietarios.

La Casa Batlló ofrece su espacio para eventos y visitas culturales, además es Patrimonio Mundial de la UNESCO y un icono representativo de Barcelona, lo que significa una parada obligada para los turistas de todo el mundo.

  • Bassegoda i Nonell, Joan (1989). El gran Gaudí. Sabadell: Ausa. ISBN 84-86329-44-2.
  • Bassegoda i Nonell, Joan (2002). Gaudí o espacio, luz y equilibrio. Madrid: Criterio. ISBN 84-95437-10-4.
  • Bergós i Massó, Joan (1999). Gaudí, l'home i l'obra (en catalán). Barcelona: Lunwerg. ISBN 84-7782-617-X.
  • Corredor-Matheos, José; otros autores (1998). La Pedrera. Gaudí i la seva obra (en catalán). Barcelona: Fundació Caixa Catalunya. ISBN 84-89860-04-1.
  • Crippa, Maria Antonietta (2007). Gaudí. Colonia (Alemania): Taschen. ISBN 978-3-8228-2519-8.
  • Rodríguez, Alberto; Sosa, Lionel; Noya Álvarez, Soedade; López Sáenz, Virginia; Blasco Piñol, Xavier (2008). Casa Batlló. Barcelona: Dos de Arte Ediciones. ISBN 978-84-96783-16-4.
  • «Gaudí y Cornet (Antonio)». Enciclopedia Universal Ilustrada Europeo-Americana, tomo XXV (Espasa-Calpe). 1924. p. 1065.
  • «GAUDI Y CORNET, Antonio Plácido Guillermo». Gran Enciclopedia de España, vol. 10 (Enciclopedia de España, S.A.). 1990. p. 4510. ISBN 9788487544101.
  • «Gaudí, Antonio». Enciclopedia Moderna (Encyclopaedia Britannica). 2011. p. 1103. Bassegoda Nonell, Juan (1989a). Presidente de la Cátedra de Gaudí, de Barcelona, ed. El arquitecto don Antonio Gaudí y su obra. Ediciones Monte Casino. ISBN 84-404-7638-8.
  • Farré Riuó, Magda (2006). «Arquitectura, símbolo y trascendencia en la obra de Antonio Gaudí». Barcelona 2004: Edges of Experience: Memory and Emergence. Daimon Verlag and the authors. p. 169. ISBN 978-3-85630-707-3.