6 fantásticos viajes de otoño para adolescentes

Armando Cerra 21 junio, 2018
El otoño es una buena época para que los más jóvenes viajen con un objetivo: aprender idiomas o reforzar su conocimiento de ellos.

El otoño representa el principio del curso, un nuevo ciclo. Es algo que lo sentimos así los adultos, y también los más jóvenes. Algunos, tras un verano de diversión y vacaciones, si han tenido la suerte de viajar al extranjero, ya se empiezan a dar cuenta de lo importante que es dominar un idioma. Y los viajes de otoño son perfectos para que esos adolescentes refuercen su aprendizaje.

Viajes de otoño para aprender una lengua

Diccionarios de idiomas
Maxx-Studio

Todas las lenguas merecen nuestros respetos y todas son importantes. Pero está claro que a nivel mundial hay varios idiomas muy influyentes. Uno de ellos es el español, que por fortuna ya hablamos de forma nativa. Pero hay otros como el inglés, el francés e incluso el alemán que se hablan en otras partes del globo.

Pues bien, puede haber viajes de otoño concebidos para conocer un poquito más de esas lenguas. Y no solo eso, sino para descubrir las costumbres y modos de vida que se desarrollan en los lugares donde las hablan.

Por ello, os vamos a proponer estos destinos para aprender idiomas, para aquellos adolescentes que busquen mejorar su dominio de una lengua extranjera.

1. Brighton

Brighton
Brighton – aviyaglass / Pixabay.com

Para aprender o mejorar el inglés, cualquier destino en Gran Bretaña puede ser ideal. Si bien hemos elegido Brighton por un motivo: su clima privilegiado dentro de este país.

En Brighton, al sur de Inglaterra, es más fácil que haga buen tiempo, así que es un buen lugar para los viajes de otoño para adolescentes. Sin olvidar que es una ciudad muy atractiva y divertida.

2. Irlanda

Dublín, un destino de otoño para adolescentes
Dublín – Leonid Andronov

Si no se tiene miedo a las lluvias y los primeros fríos, pero se cuenta con un presupuesto más reducido, hay otra opción para hacer uno de estos viajes de otoño y practicar inglés. Se trata de viajar a Irlanda. Se puede elegir entre sus grandes ciudades como Dublín o Cork, o entre otras poblaciones más pequeñas.

Los adolescentes que quieran aprender inglés y les guste la música, aquí deben viajar. Sin olvidar la belleza de los paisajes irlandeses.

3. Malta

La Valetta en Malta
La Valetta – Crodo Agency Kordian Pach

Estamos hablando de hacer viajes en otoño, que es posiblemente la estación más inestable del año. Un motivo que algunos puede desanimar a desplazarse a Gran Bretaña o a Irlanda, por mucho que sean los mejores lugares para aprender inglés.

Pero tenemos otra opción de mayor bonanza climática: Malta. Esta isla en el corazón del Mediterráneo, ahora es una república independiente, pero durante décadas fue colonia británica, por lo que allí se hablan esa lengua.

De hecho, allí abundan las academias que imparten clases y cursos de inglés para extranjeros. La oferta es amplia y para todas las edades, en cualquier época del año.

4. Viaje al sur de Francia

Niza, uno delos sitios más bonitos del Mediterráneo
Niza – Kiev.Victor

La lengua de Shakespeare no es la única que merece la pena aprender. También el francés puede ser muy interesante para el desarrollo curricular de cualquier adolescente. Así que se puede pensar en un viaje a Francia con ese motivo.

Si bien, volvemos al asunto climatológico, y para tener una mayor garantía de buen tiempo, recomendamos programar es viaje otoñal al sur. A regiones como la Provenza o la Costa Azul. Y es que para los meses de otoño, en regiones como Bretaña, Normandía, Alsacia e incluso París, la lluvia y el frío son seguros.

5. Cruzar el charco

Toronto en Canadá
Toronto – geraldfriedrich2 / Pixabay.com

Tanto el francés como el inglés son una estupenda excusa para pensar en un viaje al otro lado del Atlántico. Hay viajes de otoño para adolescentes que proponen estancias en colegios de Estados Unidos.

También los hay cuyo destino es Canadá. En este país, precisamente, se pueden matar dos pájaros de un tiro en ciertas ciudades, ya que allí conviven ambas lenguas.

6. Aprender alemán en Berlín

Berlín
Berlín – canadastock

Y por último, queremos dar la idea de reforzar el alemán o tener un primer contacto con él. Para eso los viajes en otoño a Berlín pueden ser ideales, más aún para un adolescente.

Buen tiempo no hará, pero Berlín es un hervidero de actividades culturales, así que allí no solo se aprenderá la lengua del país europeo más poderoso, sino que también se puede dar rienda suelta a las inquietudes artísticas de cada cual.

“Hablar un idioma es asumir un mundo, una cultura.”

-Frantz Fanon-

En definitiva, si pensamos en prepararle a un adolescente un viaje en otoño, o en cualquier época del año, el objetivo ha de ser que sea una experiencia lo más enriquecedora posible. Y estamos seguros que todas estas propuestas cumplen con ese propósito.

Te puede gustar